Los malagueños volverán a disfrutar de su museo a partir del 12 de diciembre

palacio-aduana-malaga-museo

Después de dos décadas esperando, con numerosas protestas y retrasos por parte de las administraciones, por fin los malagueños podrán volver a disfrutar de su pinacoteca más importante. Y es que, el Museo de Málaga, ubicado en el Palacio de la Aduana, abrirá sus puertas al público el 12 de diciembre.

Y la fecha elegida para la apertura de este museo, llamado a ser un verdadero atractivo no sólo cultural sino también turístico, no es una coincidencia. Según la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, será el 12 de diciembre para decir «gracias a la ciudadanía malagueña», ya que, «ese día se cumplen 19 años que la ciudad de Málaga salió a la calle a reivindicar su museo».

Las reivindicaciones de los malagueños, bajo el lema ‘La Aduana para Málaga’, consiguieron que el Gobierno accediese a convertir el Palacio de la Aduana, uno de los mejores edificios de Málaga y la mejor expresión urbana de la arquitectura neoclásica, en el nuevo espacio para la pinacoteca almacenada. El edificio, proyectado por Manuel Martín Rodríguez se terminó de construir en 1826 para atender el tráfico del puerto. Más tarde fue Real Fábrica de Tabaco.

El Museo de Málaga contará con más de 15.000 piezas arqueológicas y 2.000 referencias de Bellas Artes. Este museo tiene una superficie de más de 18.000 metros cuadrados y las obras de rehabilitación se han prolongado durante más de siete años.

Los cuadros del Museo de Bellas Artes salieron del Palacio de Buenavista de la capital para dejar sitio al Museo Picasso Málaga y los fondos arqueológicos hicieron lo propio desde la Alcazaba. Las colecciones llevan sin poder ser vistas, almacenadas, dos décadas.

Los malagueños y visitantes podrán disfrutar de obras como ‘Los Gladiadores’ o ‘La meta sudante’, de José Moreno Carbonero; o uno de los más espectaculares: ‘Anatomía del corazón’, de Enrique Simonet, que también deja otros cuadros como ‘El juicio de París’ e ‘Y tenía corazón’.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *